Parafraseando a Manuel Castells (2004) se entiende  a  la desigualdad social como la apropiación dispar, en términos relativos, del disfrute de los derechos humanos por parte de grupos sociales. La desigualdad que nos preocupa también se extiende hacia otras dimensiones sociales donde los derechos sociales son ejercidos de manera inequitativa en razón a la pertenencia cierta clase, estrato, género, etnia o región.

Al Cuerpo Académico en Desigualdad Social le preocupa en particular la realidad social desde el lugar histórico de los grupos desplazados, vulnerables o en situación de desventaja. Esta no es sólo una postura política sino epistemológica, sin dejar de reconocer las múltiples variables que atraviesan el complejo campo de problemas que caracterizan a la desigualdad social.

La perspectiva de género en la erradicación de la desigualdad: se preocupa por la producción de conocimientos y de alternativas dirigidas a  erradicar la desigualdad de género, desde un enfoque de derechos humanos de las mujeres.

En archivo